RSS Feed

4 de abril de 2008

de ida y vuelta




Iré a casa. Me sentaré al lado de mi madre a charlar sobre los vecinos y las buenas nuevas de sus clases de costura. Veré las noticias con mi padre y seguramente tendremos una plática a fondo sobre PEMEX o Mouriño. Abrazaré a mi sobrino, y me obsequiará un pedazo de cristal diciéndome que “es una joya para mí”. Veré el futbol, comeré palomitas, e iré a pasear mientras alguien me ve con cara de “¿y esa quién es?”…
Iré a casa, a ese lugar que sólo visito algunas veces en el año; en el que siempre hay un par de brazos deseosos de atraparme; donde huele a tierra mojada por las mañanas y no hay mejor despertador que escuchar a mi madre en la cocina. Ahí nada sobra ni tampoco falta, las risas son obligadas y saborear la vida es cosa de todos los días.
Me gusta eso de cambiar de realidad y regresar un poco al pasado, encontrarme en un paisaje que vi tantas veces y que ahora forma parte de mi vida anterior; ver a las personas que me quieren y actualizar la información que tienen sobre mí.
Hay un poema de Benedetti que habla un poco de eso, de quienes regresamos a ciertos lugares y de cómo nos sentimos al hacerlo. Nos leemos pronto, prometo regresar mejor que como me voy jaja.


PD. Qué exagerada, me voy un par de días… pero bueno, hacía un rato que no visitaba mi lugar.


Quiero creer que estoy volviendo

Vuelvo / quiero creer que estoy volviendo, con mi peor y mi mejor historia, conozco este camino de memoria, pero igual me sorprendo.

Hay tanto siempre que no llega nunca, tanta osadía tanta paz dispersa, tanta luz que era sombra y viceversa, y tanta vida trunca.

Vuelvo y pido perdón por la tardanza, se debe a que hice muchos borradores, me quedan dos o tres viejos rencores y sólo una confianza.

Reparto mi experiencia a domicilio y cada abrazo es una recompensa, pero me queda / y no siento vergüenza /, nostalgia del exilio.

En qué momento consiguió la gente abrir de nuevo lo que no se olvida, la madriguera linda que es la vida, culpable o inocente.

Vuelvo y se distribuyen mi jornada las manos que recobro y las que dejo, vuelvo a tener un rostro en el espejo y encuentro mi mirada.

Propios y ajenos vienen en mi ayuda, preguntan las preguntas que uno sueña, cruzo silbando por el santo y seña y el puente de la duda.

Me fui menos mortal de lo que vengo, ustedes estuvieron / yo no estuve, por eso en este cielo hay una nube y es todo lo que tengo.

Tira y afloja entre lo que se añora y el fuego propio y la ceniza ajena y el entusiasmo pobre y la condena que no nos sirve ahora.

Vuelvo de buen talante y buena gana, se fueron las arrugas de mi ceño, por fin puedo creer en lo que sueño, estoy en mi ventana.

Nosotros mantuvimos nuestras voces, ustedes van curando sus heridas, empiezo a comprender las bienvenidas mejor que los adioses.

Vuelvo con la esperanza abrumadora y los fantasmas que llevé conmigo, y el arrabal de todos y el amigo que estaba y no está ahora.

Todos estamos rotos pero enteros, diezmados por perdones y resabios, un poco más gastados y más sabios, más viejos y sinceros.

Vuelvo sin duelo y ha llovido tanto en mi ausencia en mis calles en mi mundo, que me pierdo en los nombres y confundo la lluvia con el llanto.

Vuelvo / quiero creer que estoy volviendo, con mi peor y mi mejor historia, conozco este camino de memoria pero igual me sorprendo.


10 dicen...:

Randy dijo...

No es exageración de tu parte!
Al vivir lejos de la familia, aprendes a amar los pequeños detalles que te sacaban de quicio cuando vivías bajo el mismo techo
Mucha suerte!!
Disfrútalos mucho, en verdad...

Jesús Mtz dijo...

snf snf, te esperare con ansias amiga, muy lindo el pozt del dia.
pozt del dia?? me sono como a menu del dia jejeje.
Un saludo.

Iconoclasta dijo...

Siempre sentimos nostalgia de nuestro pasado por eso a veces rememoramos escenas de nuestra infancia aún en el lugar donde estemos actualmente.

Está bien visitar el pasado, mientras no sigas viviendo en el...

Por cierto, eso de los hombres extremadamente guapos que dan flores solo una vez al año etc, suele ser cierto pero también con las mujeres extremadamente guapas...En mi caso lo bueno es que soy guapo a secas jajajaja.

W dijo...

Será la edad o no sé, pero cada día que pasa quiero ver más lejana a mi familia.
Los amo como nunca, pero es una necesidad de estar lejos, quiero comenzar de cero, no tener a nadie cerca... a nadie...
Muchos aseguran que mi vida es un poco ermitaña, pero es un placer - por lo menos para mí - despertar y no escuchar los gritos familiares porque alguien usa el baño por mucho tiempo....
En fin... la familia es la familia....
siempre los veo, no a todos, pero los veo.
Saludos.

santo dijo...

Mmmm pues siempre se extraña cuando se aprecia y quiere oye esta chida la foto encierra mucha nostalgia
saludines :)

PaoValdivieso dijo...

Alguna veces uno neceista tiempo, consigo mismo con el tiempo que nos come un beso

Esgar, amigo de Ales dijo...

Nada de exageración, eso de vivir lejos de la familia te da cierta independencia, madurez y formas distintas de ver las cosas.
También te hace apreciar más lo que tienes, en este caso familia, amigos del pasado, y sobre todo disfrutarlos.
snif, snif hace tiempo que no voy a visitar la mia, aunque ellos vienen y disfruto el verlos, me siento mejor cuando yo voy
Saludos y gracias por tu visita

Juan Carlos Toledo dijo...

Pues como decía, ya me dieron ganas de ir a tu casa Kukina. Pero un día me invitarás... jajajaja... ok? Y ademàs con esa familia ps luego luego se sient el calor de hogar jeejejjeee... ¿Qué, no?

Ps como foráneo del otro lado del país sé lo que es estar sin la familia, aunque yo me divertí como enano sin la mía en Saltillo. Sin embargo, puedo decir que había horas específicas en que me sentía microbiótico sin ellos, como a la hora de la comida... uy... eso sí dolía, estar ausente en las conversaciones del único rato en que todos nos disponíamos a compartir el alimento como pretexto biológico a las pláticas y discuciones más importantes del sistema familiar, já. Ademàs de pleitos y gritos por desacuerdos de vez en cuando jajajajaja... entre otras cosas.

Bueno Kukina, espero en realidad que hayas pasado un fin extraordinaio, bueno, sé que fue así! Y me alegra que aun puedas disfrutar de tus padres juntos.

Te dejo un beso... enorme.

Bye bye


J.C.

blackeagle-italiano dijo...

Si, definitivamente no hay como estar en casa!! bueno ya vives en otro lado pero me refiero a ir con la madre, al lugar de siempre!!! Ahora yo estoy en ese lugar donde escuho a mi madre, me levanto y ahi esta, mi padre, mi hermana que viene de Toluca, mi sobrino!!

Ah! es genial pero yo estoy a no mucho de salir de eso y no me gusta pero debo realizar sueños!!

Espero estes muy bien y que te aproveche!!

Guillermo Jáuregui dijo...

Dalia: Tienes un discurso hermoso. Hablas de la realidad con una certeza increíble. Creo que el estar lejos nos hace madurar. Más fuertes. Más vividos. Me encanta leerte, escribes exquisito, y para alguien como yo, que hace de esos pequeños detalles de la cotidianeidad algo que trasciende, y en qué poderse fijar, me encanta.

Felicidades, no dejes de escribir.